Revendedor de alojamiento a precio accesible

Un negocio rentable para ti

Ser un revendedor de alojamiento, aunque tiene sus propios retos técnicos, es una enorme ventana de negocio que puedes aprovechar en caso de buscar un ingreso extra.

La gama de servicios profesionales relacionados con la web es inmensa. Ya sea que te dediques al diseño, programación o mantenimiento, siempre hay retos interesantes y grandes oportunidades para poder crecer tu negocio de manera constante.

Sin embargo, antes de lanzarte a la aventura, debes de comprender algunos pequeños detalles que pueden ser importantes más adelante en el camino para que todo sea claro como el agua y puedas sacar el mayor provecho.

5 puntos por conocer antes de ser un revendedor de alojamiento

1. ¿Cómo funciona ser un revendedor de alojamiento?: supongamos que tienes una lista de clientes que están buscando hospedar una página web en la que están trabajando contigo. Normalmente tú verías la contratación de este servicio o en su defecto los redirigirás con el servicio de hosting para que puedan hacer la compra que ellos necesiten. Sin embargo, aquí la ganancia puede no ser tan grande.

Ser un revendedor de alojamiento se refiere a que tendrás la autorización de vender las soluciones de hosting de tu proveedor como si fueran tuyas. Normalmente esto se hace a través de lo que se conoce como un programa de revendedores al cual puedes unirte fácilmente pagando un costo anual.

2. Flexibilidad para manejar el hosting a tu medida: lo increíblemente práctico de un programa de revendedor de alojamiento es que tienes asegurada la calidad de los servicios y productos del proveedor de hosting, pero puedes mostrarlos como tuyos.

Nombres de dominio, hosting, correos propios, certificados SSL, seguridad web y más, estarán a tu disposición de manera inmediata. Cada uno de los diferentes paquetes que normalmente recomendarías a tus clientes estarán a tu disposición, y lo mejor de todo es que podrás establecer el precio que consideres correcto para ellos (respetando siempre el precio mínimo sugerido por el programa, claro está).

Además, puedes impulsar tus ventas aplicando tus propios descuentos y promociones para hacer mucho más atractivos todos tus productos.

3. ¿Cómo me paga el programa de revendedor de alojamiento?: normalmente te estarán pagando las comisiones de las ventas que realices en un mes, a finales del siguiente.

Recuerda checar cuidadosamente el tema de los pagos, ya que debes cerciorarte de que la institución tenga una representación legal en tu país, de lo contrario todos los pagos interbancarios que estés recibiendo tendrán un cargo inicial y después estarán siendo sometidos a impuestos.

Esto puede afectar de manera importante tu ingreso o agarrarte por sorpresa en caso de que nunca hayas tenido una experiencia similar. Pregunta todos estos detalles y calcula estos gastos extra en caso de ser necesarios.

4. Cuidado con el tema técnico: el ser un revendedor implica un detalle sumamente importante que deberás cuidar de manera atenta: el soporte a tus clientes. Normalmente en los escenarios en que tú contratas a un servicio de hosting algún producto para un cliente, en caso de haber algún problema de cualquier índole que tenga relación con el hosting puedes tener un pequeño respiro ya que no todo está en tus manos.

Sin embargo, al ser revendedor tú eres la cara frontal como tal del servicio de hosting, y esto significa que cualquier problema (sin importar la hora que estos se llegan a dar) es de extrema prioridad. Ahora imagina una de esas situaciones (que no pasan frecuentemente) donde más de un cliente necesita apoyo al instante. ¿Estás preparado para atender y dar respuesta a todas las peticiones?

5. ¿Qué sucede en caso de que ya no quieras estar en el programa?: normalmente hay un período de gracia en el que podrás probar cómo te sientes con el programa de revendedores. Si todo va viento en popa, los clientes fluyen y todas las partes involucradas están contentas, podrás seguir sin ningún problema de manera indefinida al menos que tu indiques al proveedor de hosting que deseas cancelar tu licencia.

Normalmente los primeros 30 días suelen ser vitales para decidir si deseas o no permanecer dentro, así que en caso de que sea tu primera experiencia como revendedor, analiza cuáles han sido tus resultados y decide si es lo mejor para ti.

Decide por el proveedor correcto

Ser un revendedor de alojamiento es un negocio altamente rentable si es operado por las manos correctas. Decidirte por el mejor proveedor de hosting y programa de revendedores después de una fase de investigación exhaustiva es un aspecto fundamental que debes de cuidar antes de comprometerte a un plazo largo en el que podrías salir afectado.

Lee con detenimiento todas las letras pequeñas, y con una pequeña cartera de clientes podrías estar arrancando lo que puede ser una gran oportunidad de negocio para tu empresa.

Ángel Torres Tagle
Egresado de la Facultad de Arte y Diseño de la UNAM, ha trabajado en diferentes empresas multinacionales donde se ha desarrollado como mercadólogo digital. Cuenta con más de 7 años de experiencia en el ramo y en varios proyectos nacionales e internacionales relativos a desarrollo de estrategias digitales en compra, análisis de medios, crecimiento de redes sociales y emprendimiento de proyectos web para México y Latinoamérica. Actualmente trabaja como Director de Abyx Gaming, un portal especializado en gaming para millenials.