Ejemplos de dominios de Internet

Échale un ojo a los detalles

Entre las cosas principales que necesitan las páginas web, tenemos los dominios. Te traemos ejemplos de dominios de Internet en los cuales te puedes apoyar.

Si has comenzado a investigar acerca de qué necesitas para crear una página en internet probablemente te hayas encontrado más de una vez con la palabra “dominio”. Este es uno de los elementos claves que conforman a un sitio web, el cual deberás contratar de manera separada o en paquete para poder lograr finalmente tener tu página andando en línea. En caso de que estés un poco perdido con el tema de los dominios, no te preocupes, aquí te dejaré una pequeña introducción y unos cuantos ejemplos de lo que podrás encontrarte en tus búsquedas de dominios de Internet.

Todo lo que debes saber y algunos ejemplos de dominios de Internet:

¿Qué es un dominio de Internet?

Imaginemos que las páginas web son como una casa. Dentro de cada una de ellas hay infinidad de cosas que la hacen única: archivos, elementos de estructura, diseño, así como la manera en la que todo funciona a nivel programación, por mencionar algunos detalles. Cada una de estas casas cuenta con una dirección física que hace que localizarla sea un asunto bastante sencillo, ya que solo necesitan ingresar estos datos a cualquier aplicación de mapas y tendrás las indicaciones para llegar ahí en poco tiempo.

Lo mismo sucede con los sitios web. Cada uno de ellos cuenta con una dirección, solo que, en lugar de ser física, esta es virtual, y se le conoce como un dominio. Antes (en la época de antaño cuando el Internet comenzaba) cada dirección estaba conformada por una larga cadena de números que debía ser ingresada en la barra de direcciones del navegador para poder acceder al sitio, sin embargo, como bien podrás imaginar, esto resulta ser poco práctico y poco a poco ganó terreno el uso de palabras en lugar de números, los cuales fueron relegados “tras bambalinas”. Básicamente el uso de un dominio de Internet identifica a una página web y facilita su acceso para cualquier persona a través del navegador de su preferencia.

¿Cuántos tipos de dominios de Internet existen?

Hay una clasificación que existe actualmente, la cual da una especie de jerarquía en los diferentes dominios que pueden ser comprados actualmente, la cual es la siguiente:

1. Dominios de primer nivel: 

Estos son los más usados a nivel comercial y representan el máximo nivel de estructura que hay disponible. En inglés son conocidos como Top Level Domains (TLD). Actualmente estos cuentan con un par de subdivisiones que, si bien son TLDs, están pensados para sitios con cierto criterio en específico, los cuales son los gTLDS (Dominios de primer nivel genérico) y los ccTLDs (dominios de primer nivel con código de país). Por ejemplo, un gTLD podría ser mipagina.com , mientras que un ccTLD sería www.mipagina.mx .

2. Dominios de segundo nivel:

Existe un segundo nivel de jerarquía en los dominios. Un ejemplo de esto sería por ejemplo mipágina.com.mx . Esto se debe a que la que se tiene primero es la clasificación genérica del .com, seguida por la del código específico del país, que es el .mx.

3. Subdominio:

Dentro de un propio dominio puede haber un pequeño apartado conocido como subdominio, el cual básicamente está integrado al dominio, pero es considerado como una entidad aparte. Volviendo a nuestro ejemplo anterior, podríamos tener algo similar a proveedores.mipagina.com.mx, el cual es un apartado exclusivo para el acceso a proveedores que se encuentra aislado de la navegación principal de la página.

Cuando estés contratando un dominio estarás normalmente usando uno de primer nivel o segundo como máximo, ya que estos suelen ser de los más comunes. Recientemente se han creado algunas terminaciones de dominio mucho más experimentales que se alejan de los TLDs más conocidos como el .com, .gob. y .edu (por mencionar algunos ejemplos). Esto atiende a una creciente demanda para poder tener un dominio en específico que ha sido ya tomado, y entre algunos ejemplos de terminaciones de dominios nuevos que podemos mencionar están: .xyz, .club, .guru, .store entre muchos otros más.

Estos son tan solo algunos ejemplos de los dominios que puedes encontrar en cualquiera de los sitios de los diferentes registradores certificados que existen hoy en día en Internet. Hacerte de un dominio es un proceso muy sencillo que inclusive puede tomar menos de 10 minutos, pero toma en cuenta que todo esto debe de ir alineado de una correcta estrategia de branding para tu empresa. El nombre de tu marca debe ser uno de los pilares en los que te debes de basar para crear tu dominio, ya que de lo contrario estarás teniendo una presencia muy débil que no estará resonando con otros esfuerzos comerciales que tengas. Mientras más tiempo pases en la fase “creativa” para poder decidir cuál es el dominio perfecto para tu negocio, será mucho más fácil que este sea único, y así, destaque mucho más en el competido mundo digital.

Ángel Torres Tagle
Egresado de la Facultad de Arte y Diseño de la UNAM, ha trabajado en diferentes empresas multinacionales donde se ha desarrollado como mercadólogo digital. Cuenta con más de 7 años de experiencia en el ramo y en varios proyectos nacionales e internacionales relativos a desarrollo de estrategias digitales en compra, análisis de medios, crecimiento de redes sociales y emprendimiento de proyectos web para México y Latinoamérica. Actualmente trabaja como Director de Abyx Gaming, un portal especializado en gaming para millenials.