Correo electrónico para empresas: luce como un experto

Es tu momento, aprovéchalo

Tener presencia en Internet es una parte del éxito, toma en cuenta tener un correo electrónico para empresas. Domina el tema con los siguientes consejos.

En el momento en que tu empresa comienza a crecer, es crucial que tu imagen profesional crezca al mismo tiempo. Al comenzar tu start-up es común que el correo electrónico que utilices sea alguno genérico y, de cierta forma, está bien, es la forma de comunicación más sencilla para estar en contacto con proveedores y clientes. Cuando comienzas a expandir tu negocio tienes que adoptar una imagen corporativa para que te perciban de una manera más profesional.

Al tiempo, en el momento en que te comunicas con tus clientes y proveedores a través de una cuenta de correo electrónico genérica, puedes pasar como una empresa poco seria y, más que nada, no generas confianza. Además de lo anterior, corres el riesgo de perder el canal de comunicación, ya que probablemente tus correos se vayan directamente a la bandeja de correos electrónicos no deseados por tener un dominio genérico.

Tener una cuenta de correo electrónico corporativa te puede subir al siguiente nivel profesional y hacerte lucir como un experto en tu ramo. Es muy sencillo tener uno, pero si no sabes muy bien cómo hacerlo, te guío para que veas que es más rápido de lo que imaginas. Después de leer esto comenzarás a usar tu propio correo electrónico empresarial.

Correo electrónico para empresas

  • El primer paso es tener un sitio web de tu empresa. Si aún no cuentas con uno, no te asustes, es muy sencillo obtenerlo. Los pasos que tienes que seguir son fáciles, comienza por comprar un dominio que es el equivalente al nombre con el que desees que te ubiquen en la red. El nombre de tu empresa es el indicado para ponerlo como dominio.

Ahora bien, recuerda elegir un nombre que vaya con la identidad de tu marca: lo que deseas vender, a quién se lo deseas vender y qué imagen quieres dar al mundo.

  • En ocasiones, ocurre que el dominio que deseas utilizar ya se encuentra ocupado, en ese caso trata con diferentes extensiones. Si al final del día ninguna variante está disponible, entonces utiliza un sinónimo con el que se pueda reconocer a tu empresa o piensa cómo quisieras que te encontraran. No es una tarea fácil si este es tu caso, pero tampoco es imposible. Es cuestión de imaginación. Lo más importante es que la gente pueda distinguirte de entre los millones de sitios que existen en la red. El dominio que tenga el sitio de web de tu empresa será el que aparezca en tus cuentas de correo electrónico, por lo tanto, piensa muy bien cómo deseas que te reconozcan.

Inclusive podrías encontrar un nombre de dominio atrayente que, de otra manera, no hallarías. Todo desafío es una oportunidad.

  • Una vez que ya tengas tu dominio, entonces es hora de buscar un buen alojador para abrir tu sitio web. Este paso es fundamental, existen alojamientos que te dan algunas cuentas de correo electrónico gratis dependiendo del paquete que elijas, o bien, puedes pagar un poco para que te den una buena cantidad de cuentas de correo en caso de que lo necesites.

Lo mejor es que, si apenas inicias tu negocio o eres emprendedor, tomes las cuentas gratuitas que ya te ofrecen con el paquete que elegiste. La realidad es que en un inicio no necesitarás más de tres o cuatro. Conforme tu empresa se expanda, crezcan los departamentos y contrates a más personal, entonces si necesitarás un paquete más sustantivo de cuentas de correo electrónico.

  • Como siguiente paso, crea una cuenta de correo electrónico con tu nombre, será con la que te pongas en contacto con los proveedores y con los clientes de una manera más personal. Abre otra cuenta que se enfoque, exclusivamente, en sugerencias o comentarios, esta puede empezar con la palabra “info” o “atención”.
  • Conforme cambien las necesidades de la empresa, podrás abrir cuentas para cada empleado o para cada departamento. Una sugerencia es que abras una cuenta en donde estén conectados todos los empleados para que puedas hacerles llegar información importante como recordatorios o memorándums. Esto fortalece la identidad al interior de tu empresa.
  • Para hacer uso de tus cuentas de correo electrónico puedes utilizar la plataforma del servidor de alojamiento, o bien, vincularla con otra para poder acceder a tus cuentas a través de cualquier dispositivo. Para hacerlo es importante que te pongas en contacto con el soporte técnico de tu servidor para disipar dudas y hacerlo de la manera correcta.
  • También es importante que elijas un servidor de alojamiento que te asegure que toda tu información se encontrará segura y encriptada. Esto es más importante aún si tu sitio cuenta con una tienda en línea y tus clientes tienen que poner datos delicados como direcciones o datos bancarios.
  • Cuando comiences a utilizar tu cuenta de correo electrónico empresarial, notarás de inmediato cómo clientes y proveedores comenzarán a mirarte de una manera más seria y tu empresa crecerá de manera exponencial.

No solamente darás una imagen más profesional, sino que también tendrás una imagen más confiable a los ojos de cualquier persona que busque los servicios o productos que tu ofreces.

Guillermo Chávez Conejo
(Ciudad de México, 1984). Es autor de tres poemarios: De arena y Universo, Entre tus muslos y Canción bajo tu cuerpo. Estudió literatura latinoamericana en la Universidad Iberoamericana (UIA), obtuvo el título de Máster en Integración Europea por parte del Instituto de Estudios Europeos de la Universitat Autònoma de Barcelona y está certificado en nuevas tendencias comerciales en América Latina por el Banco Interamericano de Desarrollo y en International Human Rights Law por la Université Catholique de Louvain. Es presidente de la Asociación de Egresados de Letras de la UIA para el periodo 2017 - 2019. Ha escrito sobre temas especializados en marketing digital para Virket y sobre turismo de México, Perú, Estados Unidos y Europa para Hoteleus. Actualmente trabaja como Digital Content Specialist en Virket.