Alojamiento de sitio web con poco tráfico

Todo a su medida

Seguro has escuchado eso de “todo en exceso es malo”, pues también aplica para el hosting. ¡Encuentra el alojamiento de sitio adecuado para tus necesidades!

Alojamiento de sitio web adecuado para tus necesidades

Después de algunos meses o quizás un par de años puede que te haya cruzado por la cabeza que ha llegado ese momento: estás dando el paso y buscas un alojamiento de sitio web.

Obviamente la gran pregunta es: ¿qué plan es el mejor para mis necesidades? La respuesta es un rotundo “Depende”. Hoy te voy a dejar algunos puntos para que decidas por ti mismo cuál es la mejor solución para un alojamiento de sitio web con poco tráfico y también cómo pensar a futuro para evitar sorpresas en caso de que tengas un crecimiento inesperado.

¿Qué tan pequeño es mi sitio web en comparación de otros?

Un sitio web, en especial si tú lo creaste desde cero, suele ser como un pequeño bebé. Es el fruto de mucho esfuerzo y planeación y la idea es que al alimentarlo puedas impulsar el nivel de tráfico y convertirlo en un sitio más grande. Pero, ¿realmente qué tan grande puede llegar a ser? Esta es una pregunta, cuya respuesta puede ser factor determinante en el tipo de hosting que elijas.

En mi experiencia, el rango de tráfico de los sitios varía mucho dependiendo de industria y la naturaleza del mismo.

Excluyendo monstruos, como Facebook, Google y casas editoriales como Buzzfeed o Mashable, con cientos de miles de visitantes, mejor enfoquémonos en empresas.

Podríamos decir que un sitio con un volumen grande a nivel nacional tiene alrededor de unos 60 a 80 mil usuarios mensuales y de ahí para abajo estará el resto. Este crecimiento no se logra de la noche a la mañana, sino que depende en general de muchos esfuerzos de marketing y publicidad que lo harán crecer poco a poco.

Normalmente este tipo de sitios cuentan con equipos de tecnologías de la información que se encargan del mantenimiento del mismo, así como de la estructura de servidores dedicados que los mantiene en línea.

Hosting compartido para empezar

Entendiendo la realidad de muchos negocios que empiezan con algunos pocos o cientos de visitas mensuales, las compañías de hosting tienen lo que se le conoce como hosting compartido.

Esto se refiere a que el alojamiento de tu sitio en un servidor se hace junto con otros sitios para hacer mucho más eficientes los costos de mantenimiento.  Puedes pensar en esto como si estuvieras compartiendo un departamento con tus amigos: cada uno tiene su cuarto y dividirán las cuentas para poder pagar entre todos los servicios que utilizan.

Con este paquete inicial, y dependiendo de la agresividad del crecimiento de tu negocio, podrás hospedarlo sin ningún problema mientras tu sitio aumenta su tráfico.

Cada empresa de hosting variará la cantidad de tráfico que puedes tener de manera mensual, pero realmente no debes de preocuparte, ya que en caso de que tu sitio esté alcanzando el límite de lo que tiene permitido será el propio servicio de hosting el que te envíe una advertencia para que puedas mejorar tu plan actual a uno con mayor capacidad como un VPS, Cloud Hosting o Servidor Dedicado.

En caso de que lo requieras puedes hablar con cualquiera de ellos para que te den un estimado de usuarios y visitas mensuales y diarias que puede manejar tu plan. De esta manera podrás ver si tu sitio tendrá problemas en superar este límite o tendrías que preocuparte rápidamente.

Comercio electrónico, la horma en el zapato del hosting compartido

A pesar de que cuentes con poco tráfico, en caso de que requieras tener un sitio con comercio electrónico, lamentablemente el hosting compartido no es la mejor opción. La gran pregunta es: ¿por qué en el punto anterior dije que sí y ahora estoy cambiando la jugada? Bueno, la respuesta en sí es que un sitio para venta en línea necesita tener muchas garantías de seguridad y desempeño, las cuales no pueden ser totalmente confiables en un hosting compartido.

Aun cuando tú estés haciendo todo bien puede que en algún momento uno de los cientos de sitios alojados en el servidor tenga algún tropiezo y pueda afectar a tu página.

Volviendo al ejemplo del departamento compartido: imagina que todos los que viven ahí se van de vacaciones y regresan después de unos días para encontrar que alguien olvidó cerrar bien la llave del agua y el departamento está inundado. Es un caso extremo, lo sé, pero lo mismo puede ocurrir en un hosting compartido.

Alguna falla a nivel seguridad o simplemente un pico de usuarios inesperado que haga que un sitio requiera más recursos de lo que normalmente necesitaría puede causar problemas de rendimiento en el tuyo.

Por cuestiones de desempeño, seguridad y flexibilidad, en caso de que quieras emprender un e-commerce, un servicio de hosting en VPS o Cloud Hosting pueden ser las mejores opciones para un sitio con poco tráfico.

Un sitio crecerá de manera constante con una adecuada estrategia digital y un ojo crítico para tomar las mejores decisiones.

No puedes dejar de lado el aspecto técnico del alojamiento de tu sitio y permitir que arruine meses de trabajo. Procura asesorarte correctamente y hacer todas las preguntas pertinentes a los potenciales proveedores de hosting para tomar una decisión correcta a corto y mediano plazo.

Uno nunca sabe cuándo un golpe de suerte pueda llevar a tu sitio a la cima. Prepararte para ello y disfruta viendo cómo sube la barra de tráfico mientras tu negocio se consolida.

Ángel Torres Tagle
Egresado de la Facultad de Arte y Diseño de la UNAM, ha trabajado en diferentes empresas multinacionales donde se ha desarrollado como mercadólogo digital. Cuenta con más de 7 años de experiencia en el ramo y en varios proyectos nacionales e internacionales relativos a desarrollo de estrategias digitales en compra, análisis de medios, crecimiento de redes sociales y emprendimiento de proyectos web para México y Latinoamérica. Actualmente trabaja como Director de Abyx Gaming, un portal especializado en gaming para millenials.